Los agentes de la Guardia Civil empiezan ya a notar en sus cuentas bancarias el acuerdo para tender hacia la equiparación salarial con los miembros de las policías autonómicas. Han recibido el documento de la nómina de octubre, en la que se incluyen los atrasos de los meses anteriores de este año.
Tal y como ha informado la asociación Unión GC, la nómina desgrana cómo al sueldo correspondiente a la categoría del guardia civil, al complemento de destino, al complemento específico general y al complemento específico singular de este mes de octubre se añaden las cantidades de este mismo concepto de los meses anterior de este año.
Esto es así porque el acuerdo de 2018 para la equiparación salarial tenía efectos de 1 de enero del año en curso. Las subidas del complemento específico singular (CES) se acumularon y se abonan a los guardias civiles en esta nómina de octubre.
En el caso de la nómina que difunde Unión GC, ese complemento específico singular (para el agente en cuestión) se cifra en 176,83 euros mensuales, desde enero hasta septiembre, que se añaden a los conceptos propios del mes de octubre. Así se añaden más de 1.500 euros de compensación de enero a septiembre a la nómina habitual -aunque ya con la subida de la equiparación- de octubre.
Desde esta asociación señalan que en la nómina del mes de noviembre los guardias civiles cobrarán “otro pico” de la equiparación, correspondiente a la subida por productividad de estos meses.
Vea el documento:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × uno =