La Guardia Civil ha aprobado este martes la creación de una Comisión Permanente de Igualdad y Diversidad dentro de una serie de normas de «gran importancia», entre ellas el Real Decreto que autoriza a los agentes lucir tatuajes vistiendo el uniforme. También se ha confirmado que este miércoles se reanuda el plan de vacunación contra la covid, ampliándose al personal de hasta 65 años, después de paralizarse por las dudas con un lote de AstraZeneca cuando se había inyectado a 50.000 agentes sobre una plantilla de 77.000 efectivos.

«Como uno de los aspectos más novedosos se regulan las condiciones en las que sí podrán exhibirse determinados tatuajes que sean visibles vistiendo el uniforme de la Guardia Civil, siempre que cumplan unas determinadas características, algo que hasta ahora no estaba contemplado», ha recordado el instituto armado. También se recoge la inclusión de uniformes especialmente adaptados para las mujeres guardias civiles en estado de gestación.


Además de los proyectos de reales decretos, todos ellos anunciados en la reciente comparecencia de María Gámez en la comisión de Interior del Congreso de los Diputados, el Pleno ha abordado el proceso de vacunación del personal de la Guardia Civil, del que también dio detalles la directora general.

Hasta el día en que se interrumpió el proceso por las dudas con un lote con AstraZeneca, se habían vacunado casi 50.000 efectivos. «A partir de mañana miércoles se va a reanudar el proceso, según vayan avisando las comunidades autónomas con la particularidad de que se amplía hasta el personal de 65 años», ha señalado el instituto armado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × 2 =